Tras la polémica generada por un vídeo viral que denunciaba maltrato animal durante el rodaje de A Dog’s Purpose, que se ve cómo un perro pastor alemán, visiblemente aterrado, es forzado a lanzarse a unas aguas turbulentas en el set de rodaje. Universal Pictures y Amblin Entertainment han decidido cancelar la premiere de la película que iba a estrenarse este fin de semana en Los Ángeles.

Amblin Entertaintment y Universal Pictures han informado a través de un comunicado que investigarán a fondo lo ocurrido “Con motivo de la revisión del vídeo que está realizando Amblin, la distribuidora Universal Pictures ha decidido que lo mejor para el interés de A Dog’s Purpose es cancelar la premiere de este fin de semana y el pase de prensa.

El vídeo del perro obligado a saltar contra su voluntad a una corriente de aguas turbulentas ha despertado la ira de la profesión, y de las asociaciones protectoras de animales

En el vídeo, que es de 2015 pero la web TMZ ha publicado ahora, muestran al animal luchando como puede por alejarse de su entrenador al borde de una piscina llena de remolinos de agua. “No se va a calmar hasta que entre en el agua, solo tienes que tirarlo”, se oye a alguien decir en el video mientras el perro aparentemente asustado es empujado hacia el agua turbulenta.

El estrés que sufrió el perro en esta escena ha sido suficientes para que PETA llame al boicot a la película. Todavía no se ha estrenado, pero más de 1.000 votaciones que lleva en IMDB le han garantizado un 1 sobre 10, la nota más baja posible. Los responsables del proyecto, entre otros el director Lasse Hallstrom ya han condenado las imágenes, y el actor que pone voz al perro ha dicho que se desvincula de la película.

EL PERRO ACABA CHOCANDO CONTRA UNA PARED

El video de un minuto, que según TMZ, fue grabado cerca de Winnipeg (Canadá) durante la producción de la película termina con el perro chocando con la pared de la alberca y hundiéndose. El equipo de producción corre en su búsqueda.

Grupos defensores de los derechos de animales expresaron su indignación por las imágenes y pidieron el boicot a A Dog’s Purpose, al tiempo que la ira bullía en ira.

La organización Personas por el Trato Ético de los Animales (PETA, por sus siglas en inglés) “está llamando a los amantes de los perros a boicotear la película para mandar un mensaje: que los perros y otros animales deben ser tratados con humanidad, no como accesorios”, dijo a la AFP su vicepresidenta Lisa Lange.

“ES ILEGAL”

Otra organización canadiense, Animal Justice (Justicia Animal), informó que pidieron a las autoridades de su país que procese a los productores.

“Es ilegal infligir sufrimiento y ansiedad a los animales, y no hay laguna jurídica que permita a los cineastas de Hollywood salirse con la suya”, dijo Camille Labchuk, abogada y directora ejecutiva de la organización.

El caso anterior al de A Dog’s Purpose más escandaloso es el de El Hobbit: Un viaje inesperado. 27 animales perdieron la vida en la filmación de la película de Peter Jackson, incluyendo ovejas y cabras que murieron de deshidratación, agotamiento e incluso ahogamiento en tanques de agua. El responsable de AHA en el rodaje le otorgó la insignia de autenticidad como película amiga de los animales a pesar de que uno de los responsables de la producción les dijeron que los animales había muerto.

La mayor parte de estas muertes innecesarias pasan desapercibidas. La única manera de asegurarse de que vamos a ver películas donde no se mata o tortura animales es ir a ver películas donde no salen animales. Obligar a un animal a saltar a una piscina de aguas revueltas es difícil y requiere entrenamientos a menudo repugnantes. Pero obligar a un animal a actuar frente a las cámaras requiere los mismos métodos y la cifra de muertos por película es demasiado obscena para sacar otras conclusiones. En la era de los gráficos computerizados, el uso de animales en rodajes debería estar completamente erradicado. Pero, de momento, es más barato matar animales que contratar un equipo lo bastante bueno para reproducirlos de manera realista.


La película, protagonizada por Dennis Quaid y Britt Robertson, es una comedia dramática familiar, en la que un mismo espíritu -al que presta su voz Josh Gad- va pasando por distintos perros… y conociendo a distintos dueños. A dog’s Purpose está basada en la novela escrita por Bruce Cameron y narra el viaje de un perro por encontrar el significado de su vida y las vidas humanas que cambia a lo largo del camino.

Otros links relacionados