-

El grupo de la expedición #SalvaElÁrtico, en la que viaja Alejandro Sanz, intentará alcanzar hoy el casquete Polar Ártico, la segunda masa de hielo más grande del planeta, detrás de la Antártida. Solo los expedicionarios polares logran acceder a esta zona de muy difícil acceso. Esta expedición que se inició el pasado lunes 15 de julio y en tan solo cuatro días de expedición, el grupo de expedición ya ha podido constatar que, en opinión de los habitantes de la zona, los inuits, hay un retroceso de los glaciares y un aumento generalizado de las temperaturas.

El grupo partirá hoy desde Kulusuk a primera hora de la mañana (cuatro horas menos que en España) en pequeños botes a través de los icebergs hasta llegar al casquete polar. El músico Alejandro Sanz apoya con su presencia, en el grupo desplazado, la iniciativa #SalvaElÁrtico para pedir la protección de esta banquisa. También la arropan, a través de sus firmas, 3,5 millones de personas anónimas. Los nombres de los primeros 2,5 millones quedaron inmortalizados dentro de una cápsula que se hundió a cuatro metros de profundidad en esta zona amenazada en abril de este año y que se tratará de recuperar en 2050.

La expedición comenzó el pasado lunes, en Kulusuk (Groenlandia) con el objetivo de mostrar al mundo los efectos del cambio climático en el Ártico, su riqueza natural y la necesidad de protegerlo de las prospecciones petrolíferas. En los pasados cuatro días han constatado el deshielo, el retroceso de los glaciares y el aumento general de temperaturas en la zona. En la expedición están conviviendo en casas de los Inuits, que son los que de primera mano explican cómo su vida se ve alterada por los cambios tan rápidos que está sufriendo el Ártico.

La campaña #SalvaElArtico persigue la protección de esta última frontera natural para que sea protegida y librarla de la amenaza de las prospecciones petrolíferas de empresas como Shell o Gazprom. Alejandro Sanz ha emprendido con Greenpeace esta expedición con el objetivo de difundir la campaña y conseguir el mayor número posible de firmas para pedir que la ONU declare un Santuario en el Alto Ártico. De momento ya han firmado tres millones y medio de personas en el mundo.

Otros links relacionados