Bomba Estéreo rumbo a Estados Unidos

196 0

Con mensajes que exaltan la libertad y espiritualidad, la banda colombiana Bomba Estéreo se despide este fin de semana de España, en un concierto en el Festival Eólica, en Gran Canaria, antes de poner rumbo a Estados Unidos, donde continuarán en Nueva York con su gira “Pájaros”.

Tras su paso por Sevilla, Madrid, Barcelona, Valencia y Santiago de Compostela, la formación andina aterriza en las islas Canarias con “la prioridad -dice- de hacer bailar a la gente” y hacer vibrar al público.

Para ello, sus integrantes fusionarán sonidos procedentes de la cumbia, el hip hop, la electrónica y el folclore que les llevo al éxito desde “Polen”, su primer trabajo que en 2006 salió a la luz.

Con su constante invitación al baile, potentes visuales intrínsecas a su forma de entender la música y letras que olvidan la crisis y se acercan a la reflexión personal, Bomba Estéreo dice hola y adiós a Gran Canaria en su primera visita a las islas y su último espectáculo en Europa.

Más interesados en las novias de los narcotraficantes que en la problemática de la droga que arrastra Colombia, la cantante del grupo, Lili Saumet, se niega, en una entrevista telefónica concedida a Efe, a publicitar el consumo de cocaína y denuncia que las “niñas ricas” -título de una de sus canciones- tengan que pasar por el quirófano para aumentar sus pechos solo por “moda”.

Aunque viniendo de un país como Colombia es imposible no hablar de problemas sociales, Lili prefiere hacerlo de la música y la importancia que para ella tiene “reflexionar y escuchar el alma” en tiempo de crisis, en vez de violentar a la sociedad haciendo, dice, “bombo político”.

En desacuerdo con la etiqueta “underground” que muchos críticos musicales insisten en ponerles, la cantante de la formación colombiana se niega a que les clasifiquen e incide en que su música, que fundamentalmente habla de amor y de ocurrencias diarias, se dirige también a “mamás y niños pequeños”.

Como ratificación de su popularidad, cuenta que su trabajo ha servido de banda sonora de la telenovela argentina “El Puntero” y del vídeo juego de fútbol FIFA.

Sin embargo, los gustos musicales de Lili no son tan populares; no escucha a sus compatriotas Juanes y Shakira, se reconoce atraída por los sonidos tropicales de El Guincho -quien también participa en el festival- y se declara admiradora de la rapera La Mala Rodríguez.

No por ello critica el trabajo de las dos caras más visibles de la música colombiana, Shakira y Juanes, es más, alaba su trabajo y sus esfuerzos por exportar su música con raíces colombianas al mundo.

La cadencia de la cumbia y el uso del español justifican su éxito en España, asegura la vocalista y responsable de escribir las letras, quien no descarta pasarse al inglés si le “sale” o le “nace”, pero nunca por motivos comerciales.

De camino en autobús a un concierto, Lili, acompañada siempre por el creador de este grupo, Simón Mejía, avanza que en su próximo trabajo seguirán en la línea de la espiritualidad y la reflexión, eso sí, sin, como siempre, dejar de hacer bailar a su público.

Fuente: Caracolradio