Miguel Bosé, el compositor y ahora el ‘escritor’

73 0

A punto de acabar “un ciclo espectacular” con “Papito”, un disco con el que ha celebrado sus treinta años en la música y del que ha vendido más de dos millones de copias, Miguel Bosé necesita “mudar de piel” y tiene en mente nuevos proyectos, entre ellos publicar una novela.

Bosé recibió el 2 de diciembre en Madrid un disco multiplatino por las ventas de “Papito”, un álbum de duetos con el que desde hace dos años ha recorrido diversos países para ofrecer, dentro de la gira “Papitour”, cerca de doscientos conciertos.

Durante este mes el “Papitour” llegará a su fin, y con ello acabará “un ciclo espectacular en todos los sentidos” que para Bosé ha sido especialmente “una celebración de la gente”. Y es que sus canciones, dijo, forman parte de la “banda sonora” de tres o cuatro generaciones y todas ellas se han dado cita en los conciertos de “Papitour”.

“Hay que saber parar. Tenía 49 años cuando empecé este proyecto y voy para los 53”, explicó hoy el cantante. Bosé señaló que ni él ni su equipo se imaginaron “las dimensiones” del éxito de este proyecto, que ahora se verá “rematado” con “Bosegrafía 1986-2005”, edición que contiene diez CDs y dos DVDs con toda la discografía del cantante de los últimos 20 años.

Después dejará de lado ese repertorio, “no lo volveré a cantar por un tiempo muy largo”, indicó, porque “periódicamente necesito no renovarme, sino volver a empezar desde cero, mudar de piel, como un reptil. Si no lo hago seré infeliz”.

En esta nueva etapa publicará una novela que tiene escrita desde hace varios años, y que quiere entregar a su editor “en mayo o junio a más tardar”. “Necesito sentarme a cribarla, limpiarla, tiene que quedar en la mitad”, apuntó, aunque no adelantó ningún detalle más. También tiene preparados ya cinco nuevos temas de su próximo disco, un álbum en la línea de “Velvetina”, un trabajo que “fue fiascoso pero musicalmente muy sólido”.

“Los nuevos proyectos llegan en desventaja, es injusto que tengan que competir y compararse con esos monstruos”, explicó el cantante en referencia a los éxitos más emblemáticos de su carrera, canciones como “Linda” o “Bandido”, cuya ausencia en el repertorio de un concierto puede resultar hasta peligrosa.

Bosé aseguró que no se arrepiente “absolutamente de nada” en su carrera, ya que “en cada época he hecho lo que le correspondía a esa época”. Dijo que le quedan “muchas asignaturas pendientes” y que no habrá muchas más ocasiones de celebrar un aniversario como el que ha tenido ahora. “Treinta años más no voy a vivir ni en la música”, auguró.

Afirmó que algún día volverá a hacer cine porque “tengo muchos amigos muy cabrones que me tentarán”, aunque el sabe que no es “actor”, ni cuenta con “la técnica y la heroicidad” de los actores. De momento, lo más urgente será buscar una pared en la que colgar el gran marco en el que su compañía discográfica ha reunido los veinte discos de platino por las ventas de “Papito” en países como España, México, Venezuela, Colombia, Italia, Ecuador, Argentina, Chile, Estados Unidos y Perú. Todos ellos sin contar los que también ha logrado por las ventas en descargas digitales.

Fuente: Vive in

Opiniones

opiniones y comentarios

Otros links relacionados