Serrat muestra su lado más sensible y personal

82 0

El cantante español Joan Manuel Serrat soñaba de pequeño con ser bombero, pero finalmente la música le ha proporcionado una vida “heroicamente satisfactoria”, que ahora resume en Algo Personal, un cancionero oficial que incluye una breve autobiografía, presentado en Madrid.

A Serrat le quedan “sueños de infancia” y no ha renunciado a todos los de juventud, según dijo este jueves durante la presentación de su libro en Madrid. Sin embargo, tiene “un sentimiento agridulce” al percibir que algunos de ellos, que no son personales sino colectivos, quedaron “muy lejos”.

Algo Personal comienza con una breve autobiografía del cantante que se interrumpe cuando empieza a componer, momento a partir del cual son las letras de sus más de 400 canciones -incluidas en castellano y catalán- las que continúan su historia.

Pero estas composiciones no contienen una visión “biográfica”, matizó Serrat, porque, según dijo, escribe “de lo que es, de lo que sueña y de lo que le gustaría ser”.

Aseguró que no es muy dado a recrearse con sus canciones, que las escucha “poco”, pero al mismo tiempo se manifestó “satisfecho” de su trabajo, de un oficio con el que sobrevive con “algo más que dignidad” y que le hace no considerarse “ni oligarca, ni obrero”.

“Basar el éxito en el dinero y la popularidad es un error, porque son cuestiones muy volátiles”, subrayó Serrat para citar después a su familia y sus amigos como fundamentos de su situación actual de armonía.

No se plantea jubilarse, mientras la salud se lo permita y su público le siga demandando, y le aterra pensar en la gente que está deseando retirarse, porque eso significa, a su juicio, que “han desperdiciado 40 años de su vida” en un trabajo que no les gustaba.

Cuando se mira en el espejo ve a alguien “más viejo de lo que quisiera”, pero por el momento mantiene sus ganas de trabajar en el mundo de la música y de subirse a un escenario, no tiene “nada más divertido que hacer”, dijo.

“Todo lo que me gustaría ser trato de sacarlo del condicional y llevarlo al presente”, señaló Serrat, a quien no le sorprende ver hasta dónde ha llegado, aunque hace 40 años no se lo esperara, porque es “el resultado de un largo proceso”.

Para el cantante es “muy agradable” estar en la “memoria emocional” de tantas generaciones y sentir que forma parte del “imaginario colectivo”.

Fuente: El Espectador

Opiniones

opiniones y comentarios

Otros links relacionados