Una locutora australiana simuló ser la reina de Inglaterra y llamó al hospital donde está internada Kate Middleton. Obtuvo detalles sobre su estado de salud

La humorada fue realizada por dos presentadores de la emisora de Sydney 2Day FM, uno de los cuales imitó al príncipe Carlos. Según la grabación colgada en internet, los locutores lograron comunicarse con una de las enfermeras que atiende a la duquesa de Cambridge y ésta, confiada, les dio noticias de la paciente, que fue ingresada por un problema relacionado con su embarazo.

“¿Podría, por favor, hablar con Kate, mi nieta?”, preguntó Mel Greig, tratando de imitar la voz de la reina. “Por supuesto, no cuelgue, Señora”, le respondió la operadora.

Mientras esperaban, el otro locutor, Michael Christian, comentó incrédulo: “¿Nos pasan? Si funciona será el engaño más fácil que hayamos montado jamás”.

Una enfermera descuelga poco después y le responde a la “reina” que Kate “duerme y ha pasado una noche tranquila”. “La hemos rehidratado porque estaba muy deshidratada cuando llegó, pero a esta hora está estable”, agrega.

“Bueno, entonces voy a dar de comer a mis corgis (los perros de la reina)”, responde la falsa soberana, mientras sus compañeros ladran en el estudio.

“¿Cuál es el mejor momento para ir a verla?”, retoma la “monarca”, preguntándole al “príncipe Carlos” cuándo podrá llevarla al hospital. “Lo mejor será a las 9, después de que pase el médico”, sugiere la enfermera antes de precisar que Kate no ha tenido “tenido ninguna arcada” durante su turno.

Más tarde, el hospital Rey Eduardo VII reconoció su error, señalando que “se había producido una corta conversación con un miembro del personal de enfermería”, y dijo estar “revisando sus protocolos telefónicos”.

La radio australiana se disculpó a través de Twitter por “las molestias” que pudo causar con esta broma, “hecha con las mejores intenciones”, y envió sus “mejores deseos” a Kate y su familia.

Fuente: Infobae

Opiniones / Comentarios

Otros links relacionados