Zachary Quinto reconoció en público su homosexualidad

Saltó a la fama como el mutante psicópata que acumula poderes de sus iguales después de asesinarlos en la popular serie “Héroes”, tras haber trabajado en la pequeña pantalla desde los inicios de su carrera hace poco más de una década, y se convirtió en heredero del emblemático papel del Sr. Spock en la reflotada por J.J. Abrams saga de “Star Trek”. Ahora, Zachary Quinto adquiere protagonismo por su valentía al asumir públicamente su homosexualidad, algo que -dice- le debe a Jamey Rodemeyer, quien se quitó la vida por el desprecio de sus compañeros al ser “gay”.

El actor, nacido en Pittsburgh hace 34 años, ha declarado al New York Magazine que fue como consecuencia de protagonizar el año pasado una versión off-Broadway de la obra sobre el sida y la homosexualidad “Angels in America” (que fue famosa como miniserie televisiva en 2003) que tomó conciencia de lo afortunado que era por ser “gay” en este momento de la historia, aunque considera que aún queda mucho trabajo por hacer en defensa de sus derechos y contra la homofobia que aún anida en parte de la población estadounidense.

Quinto, descendiente de italianos e irlandeses y formado en una escuela católica, explica que se sintió personalmente impactado por el suicidio el pasado septiembre del adolescente homosexual Jamey Rodemeyer, agobiado por las burlas y acosos de sus compañeros: “Como un hombre “gay” contemplo ese hecho y me digo que hay una gran desesperación detrás, pero -más allá- como ser humano, me pregunto ¿por qué? ¿De donde viene esa disparidad, y por que no podemos como sociedad y como cultura profundizar en el tema para examinar el asunto? Estamos aterrados ante la idea de enfrentarnos a nosotros mismos”.

Tras la publicación de la entrevista, Zachary, cuyo último film estrenado es la escasamente comercial comedia romántica “Díme con cuantos / Contando a mis ex”, publicó en su web otro comentario sobre el mismo tema y cómo le inspiró para dar a conocer a sus “fans” su auténtica condición sexual, algo que pocos actores o actrices han sido capaces de hacer por lo que puede significar en sus carreras: “A la luz de la muerte de Jamey se hizo evidente para mí que llevar una vida como homosexual sin reconocerlo públicamente no era suficiente para hacer una contribución significativa a la inmensa labor que tenemos por delante, en el camino hacia una igualdad completa”.

“Creo -añade el actor- en el poder de la voluntad a la hora de cambiar el panorama de nuestra sociedad, y es mi intención vivir una vida auténtica de compasión, integridad y acción. La vida de Jamey Rodemeyer cambió la mía. Y aunque su muerte sólo me hace desear haber hecho esto antes, le estoy eternamente agradecido por haber sido el catalizador para mi cambio interior. Ahora sólo espero servir yo mismo como detonante para otras personas en este mundo”.

La acogida a estos comentarios en las redes sociales por parte de los “fans” fue muy positiva con felicitaciones y muestras de apoyo a través de Twitter, donde el tema fue uno de los “trending topic” del fin de semana pasado. Pronto veremos a Quinto en el drama social sobre la crisis financiera “Margin call”.

Opiniones / Comentarios

Otros links relacionados