Dominios de internet podrían terminar en otras denominaciones diferentes a las actuales

Las tradicionales terminaciones en internet .com, .org, .net o las letras que identifican a cada país (.br para Brasil, .co para Colombia, etc.), ya no serán las únicas en la red debido a el organismo que administra las políticas de registro de nombres de los sitios en internet desde este jueves los pedidos presentados por empresas para crear nuevos nombres de sitios en internet.

Esta nueva “revolución” inquieta por igual a instituciones internacionales como la ONU o el FMI y al sector privado, pues esto permitirá que las direcciones internet terminen de un modo diferente a las hasta ahora conocidas.

Hasta el 12 de abril, las empresas tendrán plazo para introducir sus demandas, ya sea para obtener una “terminación” o “sufijo” de nombre de sitio en concordancia con su marca (.apple o .toyota, por ejemplo), un producto determinado (.cámara, .bicicleta, .calzado) u otra palabra que deseen.

Pero como es obvio, la adquisición de estos nuevos dominios no será gratis, pues el costo anual es de 185.000 dólares, y su mantenimiento costará 25.000 dólares anuales.

Para Rod Beckstrom, presidente de la ICANN, agencia que gestiona los dominios, se trata de “una revolución en el sistema de los nombres de sitios internet”.

Según la ICANN, esta ampliación fue necesario hacerla por la explosión del número de internautas, que se sitúa en 2.000 millones de personas en el mundo, la mitad de ellos en Asia,

Actualmente, internet funciona con el sistema denominado “standard IPv4″, que permite la existencia de “sólo” 4.000 millones de direcciones.

Hace varios años que la ICANN pide la adopción del nuevo “standard IPv6″, que autoriza la existencia de unos 340 sextillones de direcciones (es decir 340 veces la cifra 10 seguida de 36 ceros).

Pero la reforma tiene muchos adversarios.

El mes pasado, 25 instituciones internacionales, entre ellas el Fondo Monetario Internacional (FMI), enviaron una carta a la ICANN para manifestarle sus inquietudes en cuanto a “un mal registro y una mala utilización” de sus nombres.

La asociación nacional estadounidense de anunciantes y grupos sin fines de lucro, como la federación de asociaciones deportivas YMCA, criticaron abiertamente esta iniciativa en una audiencia en el Congreso de Estados Unidos el mes pasado.

Los opositores temen que aumente el riesgo de fraude y usurpación de marcas, lo que, señalan, va a forzarlas a importantes inversiones para protegerse.

La ICANN ha intentado desactivar en varias oportunidades estas críticas.

“Si alguien pide el nombre .nationsunies, habrá perdido sus 185.000 dólares de gastos de registro porque no tiene ningún derecho a tenerlo”, explicó a la prensa Jamie Hedlund, vicepresidente del organismo.

El Comité Olímpico Internacional (COI) y el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) se pusieron de acuerdo con la ICANN para que sus nombres no sean registrados, agregó en ese sentido Hedlund.

El organismo independiente que rige internet es “muy sensible” a las preocupaciones de las organizaciones internacionales, admitió su presidente Beckstrom, garantizando que la institución iba a “responder a la carta” en cuestión.

Además, un grupo de expertos en propiedad intelectual permitirá arbitrar los diferendos que opongan a varios candidatos para un mismo pedido de nombre.

Si bien la ICANN no dio cifras, expertos independientes estiman que se presentarán hasta el 12 de abril entre varios cientos y 4.000 demandas.

La lista completa de nuevos sufijos será publicada en mayo. La próxima licitación tendría lugar dentro de dos o tres años.

Opiniones / Comentarios

Otros links relacionados