Google está produciendo enrutadores Wi-Fi como parte de su ambición de ofrecer mejores conexiones a internet para que sea más fácil para la gente acceder a sus servicios digitales y ver más de su publicidad en línea.

GOOGLE ENRUTADOR INALAMBRICO

En esta foto sin fecha proporcionada por Google se muestra el enrutador Wi-Fi de Google. La compañía con sede en Mountain View, California, promete que su nuevo enrutador inalámbrico, llamado OnHub, será más elegante, más confiable, más seguro y más fácil de utilizar que otras alternativas que llevan mucho tiempo establecidas elaboradas por Arris Group, Netgear, Apple y otros especialistas en hardware. (Sandbox Studio/Cortesía de Google vía AP)

La compañía con sede en Mountain View, California, promete que su nuevo enrutador inalámbrico, llamado OnHub, será más elegante, más confiable, más seguro y más fácil de utilizar que otras alternativas que llevan mucho tiempo establecidas elaboradas por Arris Group, Netgear, Apple y otros especialistas en hardware. Google se asoció con el productor de dispositivos de conexión TP-Link para construir al OnHub.

OnHub también se adaptará a las necesidades cambiantes de sus propietarios ya que su software se actualizará constantemente para desbloquear nuevas herramientas, de acuerdo a Trond Wuellner, gerente de producto en Google Inc. El concepto es similar a las actualizaciones automáticas de software que la compañía hace en su navegador Chrome y computadoras personales que corren el sistema operativo Chrome.

La expansión de Google a los enrutadores inalámbricos podrá traer recuerdos de cómo la compañía transgredió las redes Wi-Fi en hogares y comercios alrededor del mundo durante más de dos años a partir de 2008.

En 2010, Google reconoció que autos empresariales que tomaban fotos para sus mapas digitales también interceptaban correos, contraseñas y otra información sensible enviada a través de redes Wi-Fi sin protección. A la intrusión se le conoció en tono burlón como “Wi-Spy”.

GOOGLE ENRUTADOR INALAMBRICO

Aunque Google insistió que no infringió ninguna ley, pagó siete millones de dólares en 2013 como parte de un acuerdo por las acusaciones hechas por 38 estados y el Distrito de Columbia por espiar ilegalmente en Estados Unidos.

Google promete no utilizar al OnHub para monitorear la actividad en internet de los usuarios. La compañía todavía almacenará información personal enviada a través de la conexión de internet enlazada con OnHub cuando un usuario visite un motor de búsqueda de Google u otros servicios, como YouTube o Gmail, cuando los controles de privacidad estén establecidos para permitir la recolección de información.

Otros links relacionados