Producir etanol en Colombia podría costar menos energía, según científico colombiano

Producir etanol para combustibles o carburantes en Colombia tendría una reducción de hasta un 15% en consumo de energía, de acuerdo con una tesis del Departamento de Ingeniería Química.

En la tesis para acceder al título de doctorado, el investigador Diego Fernando Mendoza también demostró, de acuerdo con el análisis efectuado a los procesos de extracción del etanol anhidro, o la llamada biomasa, que habrá una reducción, a su vez, en los costos del proceso productivo del etanol, la sustancia que hace parte de la mezcla actual de la gasolina que se vende en el país.

Un galón de gasolina corriente en el país contiene aproximadamente 10% de etanol, extraído de la caña de azúcar.

Así lo indicó el director de la tesis y docente del departamento, Carlos Martínez, quien dijo que el estudio desarrolló una metodología novedosa, que no solo se aplica para la extracción del etanol y para los combustibles, sino que es más amplia; es decir, también es aplicable a cualquier proceso de separación por destilación, actividad que consume mucha energía.

El ejemplo se daría en la industria petroquímica: la obtención de gasolina requiere de procesos de destilación para separar los componentes livianos que finalmente conforman la gasolina, de otros elementos pesados, menos volátiles. Esa energía que hoy es necesaria para lograr el proceso de extracción se reduciría notablemente.

El análisis se concentró en la minimización de la entropía generada, es decir, en la magnitud termodinámica que mide la parte no utilizable de la energía contenida en un sistema.

El profesor Martínez señaló que el trabajo de Diego Mendoza fue publicado por revistas internacionales de prestigio en el mundo de la Ingeniería, como Computer Aided Chemical Engineering y Chemical Engineering Transactions, esta última en sus volúmenes 24 y 25 del año 2011.

Además, tuvo mención meritoria en la defensa de la tesis. “Diego está en los trámites finales para comenzar sus estudios de posdoctorado, y becado, en la Universidad de San Pablo”, reveló.

El etanol

Este alcohol para carburante se utiliza para los combustibles en Colombia y en Brasil, a partir de la caña de azúcar. En Estados Unidos se hace a partir de maíz, porque las condiciones climáticas no permitirían una rentabilidad si se hiciera con caña.

Pero este hecho ha impactado en toda la cadena productiva de alimentos; por eso, los precios elevadísimos de los llamados commodities, entre ellos el azúcar y el maíz, cuyas cotizaciones internacionales en la bolsa están por las nubes, desde que comenzó a diseminarse por todo el mundo la práctica de obtener combustibles a partir de estos dos productos.

El profesor Martínez reveló que en este momento, en el mundo, se adelantan estudios de un alcohol de tercera generación que utiliza una biomasa que no afecta la cadena de los productos alimenticios,  dado que está compuesta por biomasa de desecho.

En Colombia, cuando se completen dichos estudios, la entrada de ese alcohol de tercera generación demoraría aproximadamente 10 años.

Fuente: Agencia de noticias UN

Opiniones / Comentarios

Otros links relacionados