unnamed

Betsy Liliana llegó a la vida de Diomedes para darle un giro de 180 grados, una mujer segura de sí misma, cuya principal característica es su personalidad dominante, capaz de enfrentar el machismo de la región vallenata y quien gracias a su franqueza y lucha por salir adelante por sus propios medios, logró enamorar al cantante vallenato del momento, convirtiéndose en su segundo gran amor.

En esta producción de Nuestra Tele, la actriz que encarna a esta mujer es Paula Castaño quien desde su llegada a esta telenovela cautivó a los televidentes colombianos.

Para esta cartagenera, quien hace un tiempo tomó la decisión de irse a estudiar Arte Dramático en España, para luego especializarse en Dirección de actores, ser parte de este proyecto le genera muchas alegrías, no solo por el hecho de narrar la historia de este importante cantautor vallenato para televisión sino, también porque considera que con este personaje ha dado un importante paso en su carrera profesional pues es a través de Betsy Liliana ha mostrado al público su versatilidad como actriz. “Yo empecé en televisión con la novela ‘Chepe Fortuna’ y la gente me recuerda en ese tiempo por mi personaje de Milagros, una monja que le tenía miedo a darse una oportunidad en el amor. Ahora, con Betsy han podido verme en una faceta completamente diferente, y con la que me identifico muchísimo, vivo agradecida de interpretarla”, cuenta.

Con la oportunidad de interpretar a esta mujer, la actriz asegura que su vida tuvo un cambio radical y es que no solo le permitió regresar a la televisión, sino también sacar a flote aspectos de su carácter de mujer fuerte. “Desde que tenía el libreto en mis manos anhelaba interpretar a la segunda esposa de ‘el cacique’, porque tengo muchas cosas de ella, su rudeza ante las situaciones y valentía ante la vida me conectaron instantáneamente”, afirma.

En ‘Diomedes, el cacique de la Junta’, los conflictos amorosos de su protagonista, su ascenso y dedicación durante su carrera musical, además de las historias tras sus éxitos musicales y los imponentes paisajes de La Guajira, Cesar, Atlántico y la ciudad de Bogotá, han convertido a los televidentes en testigos de las historias reales que ligan la vida de Diomedes Díaz Maestre.

unnamed

Paula Castaño, habla de su preparación para interpretar a Betsy Liliana, además revela detalles de cómo se ha sentido actuando con Orlando Liñán y lo que más le ha gustado de ser parte de la producción.

ENTREVISTA: “DESDE QUE LEÍ EL LIBRETO SUPE QUE ESTE PERSONAJE IBA A SER MÍO”

Háblenos un poco de su trayectoria actoral. ¿Cómo empezó en este mundo? ¿Soñaba con ser actriz?

Desde muy pequeña me sentí atraída por el arte en toda su expresión, la música, la escritura y demás pero en ese tránsito de cosas,  a los 17 años llegué a un nuevo colegio en Cartagena y fue ahí donde por primera vez, tuve contacto con el teatro. Desde ese momento, supe que había nacido para ser actriz, nunca pensé en estudiar otra cosa y desde ese momento me plantee estudiar para ser una de las mejores. De ahí la decisión de viajar a España para estudiar arte dramático y después especializarme en dirección de actores. A los 18 años tuve mi primer papel en una película de Alessandro Basile y ese fue el impulso para definir que a esto es a lo que quiero hacer el resto de mi vida, disfruto mucho el ser actriz.

Cuéntenos del proceso de construcción de su personaje. ¿Tuvo la oportunidad de hablar con la verdadera Betsy Liliana?
Para interpretarla, me nutrí de varias cosas. La primera era poder identificarme con las situaciones que ella vive a través de la historia, además de conectarme con su carácter. Yo ya traía algo de ella, en el colegio de me decían ‘La potra zaina’, porque siempre he tenido un carácter fuerte al igual que ella. Al mismo tiempo, quería construir un personaje con las cosas que investigaba, que me decía la gente de cómo había sido en esa época. Aunque hasta el momento no he tenido la oportunidad de conocerla personalmente, sí hemos hablado en varias ocasiones por teléfono, además de contactarme con sus hijos quienes me han dicho en varias oportunidades que están contentos con el personaje y con la fuerza que está tomando dentro de la historia. Estoy programando un viaje a Barranquilla para conocerlos.

¿Qué le deja este personaje?
Betsy Liliana me deja cosas maravillosas. La primera, es que he podido mostrarle a los televidentes que tengo otras facetas en mi vida como actriz, que puedo hacer personajes de mucho carácter y muy extrovertidos. Personalmente, me deja un regalo hermoso y es poder hacer muchas cosas que uno quiere vivir a través de las escenas, pero que en la vida real uno no las tiene, no las permite o no vive esas cosas tan intensas que viven los personajes, más en una novela como esta, entonces poder disfrutarme momentos que uno de mujer quisiera vivir, fascinante. Los paisajes, la costumbres de la región además del estilo de vida son de esas cosas. Este personaje lo he hecho con mucho cariño, lo adoro.

A través de las redes sociales, la gente le ha manifestado que desde su llegada a la novela, se sienten muy identificados con su personaje. ¿Por qué lo cree?
Yo creo que la gente se siente identificada con Betsy, porque la misma naturaleza de la novela lo ha evidenciado, aquí se ha tratado mucho el tema de las mujeres, en cómo Diomedes las hizo sufrir con sus infidelidades, por sus parrandas, pero con la llegada de Betsy, las cosas comienzan a cambiar y ella entra con mucha fuerza, haciéndose respetar, dándose su lugar y no cayendo en los errores de las otras. Yo creo que este personaje ha sacado la cara por las mujeres en la novela, y eso hacía falta, la gente estaba esperando que una mujer llegara a ponerle un freno a Diomedes. Ella va a manejar las infidelidades de otra manera, el carácter de esta mujer es diferente a lo que el cantante estaba acostumbrado y durante toda la novela lo seguirá manteniendo.

Además de ser actriz, es directora. ¿En cuál de estas dos facetas se siente mejor?
Siempre he querido ser actriz, pero cuando terminé mi carrera en arte dramático, me di cuenta de que yo tenía esa facilidad para dirigir a los actores, para sacar de ellos aquello que el director necesitaba, y por eso me especialicé en dirección de actores, no tanto porque yo me sienta como una directora o quiera dirigir una serie o una novela sino porque me apasiona el trabajo del actor. He ejercido esa faceta, dictando un taller de análisis dramático donde  le ayudo a la gente a no aprenderse la letra, sino a construir un personaje. He hecho varios castings con actores naturales, y he ayudado a muchos amigos en sus cortos y películas, es un complemento pero en realidad lo que me apasiona es ser actriz, estoy acostumbrada es a estar dentro de la obra y no por fuera y cuando estás dirigiendo, tienes muchas ganas de que al espectador le guste, cuando estás actuando solo te dejas fluir y riges por lo que ya está escrito.

¿Con cuál de los actores de la novela, ha tenido mayor afinidad?
Cuando yo entré a esta novela, ya estaba muy adelanta y uno siempre llega a un set con la mejor energía, y a mí me recibieron de manera maravillosa. Con todos me la llevo muy bien, pero por la naturaleza de mi personaje, he tenido que compartir mucho con Adriana Ricardo, a quien considero también una amiga. Al ser ella ‘Mama Vila’ y entrar a ser la segunda esposa de Diomedes, tuvimos que construir una relación creíble, sincera y real. Compartir con ella, ha sido un regalo maravilloso porque es de las mejores actrices que conozco, de las más trabajadoras, tuve mucha afinidad en construir esta relación tan bonita de suegra y nuera, para mi personaje llenó muchísimo mi encuentro con Adriana.

Varios de los actores de esta telenovela son naturales. ¿Qué opinión le merece esto?
Es bueno ver a tanto talento en esta novela, ellos tienen un plus y es que son de la región, se conectan muy fácil con la historia, se interpretan a sí mismos y eso le ha dado a la historia un entorno y unas situaciones muy reales. Esto ha sido ha sido parte fundamental y ha llenado de mucho amor y mucho interés, tienen una chispa muy particular.

¿Cómo cree que Orlando Liñán ha interpretado a Diomedes Díaz?
Cuando hice el casting de Betsy Liliana con Orlando, él era un chico con  muy buena energía, dispuesto a escuchar y aprender. Ahora que entré a grabar, cuando ya la historia estaba avanzada me encontré a un Orlando mejorado. Tú ves a Diomedes en él, tiene sus ademanes, su sonrisa, pienso que él ha sido la ficha clave para que la gente se haya identificado con la historia, por su acento y su forma de ser, es inevitable sentirse conectado a él, actuar con Orlando es maravilloso.

Ahora que está en la novela, ¿Se considera una Diomedista?
Me di cuenta de que soy Diomedista desde que al grabar una escena y escuchar una de sus canciones, ya me la sabía, incluso oírla en la voz de Orlando, hace que me levante a veces a bailar. Eso al principio me parecía increíble, pero yo crecí con él, con las historias de amor que trasmitía en cada letra. Además, la primera canción que me dedicaron cuando estaba pequeña, fue ‘Bonita’.

Fuente: CanalRCN

Otros links relacionados