El reconocido actor Robinson Díaz ahora es un ‘criminal’

395 0

Robinson Díaz retorno a la pantalla chica para protagonizar la nueva miniserie del Canal Caracol Criminal, el camino del mal.

Se trata de la versión colombiana de una serie argentina, con su alta dosis de acción y violencia.

Colprensa habló con Robinson Díaz en las grabaciones de esta serie, sobre sus retos actorales y su retorno al mundo del cine.

El actor antioqueño llamó la atención sobre la necesidad y la urgencia de la TV colombiana de prepararse frente a la competencia de canales internacional, que un par de años podrían entrar al país. La forma es explorar más géneros y aceptar de una vez que el “mundo no es cuadrado, no es de realities y telenovelas”.

¿Por qué escogió esta serie para su regreso a la televisión?

“Porque es una manera de observar la experiencia inmediata o diferida de los actos violentos que pueden llegar a modificar el estado mental de un ser humano”.

¿Difícil la creación de un personaje como Alejandro Ruiz?

Los libretos son bastantes buenos, muy redondos, no hay mucho que especular, sólo actuarlos. Hay que prestarse como actor para dejarse pernear de unos buenos libretos sobre una historia fuerte.

Es una historia que frente a lo que pasa en el país va a herir susceptibilidades dentro de los televidentes, al presentar a un hombre que toma la justicia con sus propias manos, lo que hace es generar caos, y la famosa ley ojo por ojo, diente por diente, crea una cadena interminable de violencia”.

¿Cómo ve el retorno de la TV colombiana a las series?

“Muy bien, porque la gente está ansiosa de ver historias más cortas y más creíbles, donde las telenovelas y los realities son opciones pero no las únicas, y las series con otra alternativa, que si les va bien puede ser el abrebocas para el telefilme o la minihistoria de muy pocos capítulos”.

¿Cómo se siente en este tipo de formatos?

“Es delicioso para un actor hacer este tipo de proyectos, porque tiene un principio y un fin, donde puede tener control sobre el personaje desde su génesis, su desarrollo y desenlace.

En la telenovela uno está sometido al rating, al estado de ánimo del escritor o las leyes del mercado. Uno no sabe qué pasará con una telenovela cuando la comienza, si la cortan o la largan.

¿Y su regreso al cine?

“Acabo de rodar una película, la que escribió mi esposa, Adriana Arango, ahora estamos en el proceso de revelado y edición.

Tuvimos fuertes dificultades con el director (Antonio Dorado), pero creo que el material que tenemos y la idea que tiene Adriana Arango es bastante clara e interesante”.

¿Cómo ve el momento actual del cine colombiano?

“El cine de aquí lo hacen unos farsantes, unos posudos. Ellos creen que saben mucho y no saben nada. Igual hay que hacerlo, pero la mayoría habla mucha carreta, posan de que saben mucho y, la verdad, nos falta mucho pelo pa’ moño”.

Fuente: Total TV

Otros links relacionados