En el capítulo final de Soldados 1.0 se vivieron muchas emociones. Luego de disputar el último cupo que lo llevaría a la anhelada Batalla Final, junto a Otálvaro yQuintero, el soldado Liñán logró ganarle a Nivia, lo que lo dejó un paso más cerca de ganar.

Los tres finalistas, Orlando Liñán, Catalina Otálvaro y Juan Sebastián Quintero tuvieron que demostrar todo lo aprendido durante los meses de entrenamiento en el Ejército Nacional. Su agilidad, destreza, conocimiento, supervivencia y valentía se pusieron a prueba en la que fue la última Batalla de Honor. Durante el recorrido, Liñán superó en el menor tiempo a sus compañeros y fue el primero en tomar el banderín que le dio el título de Soldados 1.0.

“Siempre tuve en mente a mi familia, mi región y a toda la gente de la Guajira que siempre me ha impulsado. Tuve a mi esposa y a mi hijo Maximiliano que es la principal motivación de mi vida” afirmó Liñán.

Durante todo su entrenamiento, el cantante vallenato siempre demostró que no necesitaba ser el más fuerte para avanzar en la competencia, y poco a poco se fue abriendo camino hasta llegar a ser el ganador.

Más adelante, Liñán junto a los dos finalistas y el resto del pelotón de Soldados 1.0 regresaron al punto de inicio, donde fueron reclutados por primera vez, la Escuela de Caballería de Bogotá. En una emotiva ceremonia, los 20 famosos, junto a los televidentes que hicieron parte del programa se reencontraron y en una ceremonia en la que también estuvieron los comandantes y demás miembros del Ejército Nacional, reconocieron la entrega y sacrificio de todos los participantes, en especial de los finalistas Liñán, Otálvaro y Quintero.

“Usted es un soldado especial Liñán. Si me hubieran preguntado las primeras semanas, nunca hubiera imaginado que usted llegaría hasta este punto. Pero logró cumplir con honor todos los requerimientos y las batallas en Soldados 1.0 y es el ganador, siéntase orgulloso”, le expresó el capitán Rojas.

Acompañados de sus familias, los participantes finalistas recibieron distinciones del Ejército Nacional que los condecoran como abanderados de la institución ante el país.

“Me siento muy orgulloso de haber ganado, me siento como un soldado que canta. Este logro se lo dedico a todos los soldados de Colombia y a mi familia”, agregó Liñán.

Ahora, Orlando regresa a su vida civil, con la satisfacción de haber cumplido el deber y formarse como todo un soldado multimisión. El resultado de su esfuerzo, entrega y dedicación lo llevaron a ser el ganador de los 300 millones de pesos y el título de primer Soldado 1.0.

Fuente: Canal RCN

 

Opiniones / Comentarios

Otros links relacionados