Después de estar un tiempo fuera de Colombia, Paco Roncero, uno de los máximos exponentes de la cocina ibérica contemporánea española y ganador de dos estrellas Michelín, la más grande distinción otorgada a un chef en el mundo, regresa a esta nueva temporada de MasterChef Colombia, como jurado, donde promete ser una pizca más exigente. En sus propias palabras, el español habla de lo que para él significa regresar a Colombia, el país que lo enamoró por su gastronomía, por la calidez de su gente y donde también tiene su exitoso restaurante V.O. (Versión Original).

PACO-RONCERO-4

¿Cómo ha sido la experiencia de regresar a Colombia como jurado de esta nueva temporada?

Estoy súper contento, porque me encanta vuestro país y esta ciudad, Bogotá. Y compartir de nuevo con Jorge Rausch, con Claudia Bahamón y con Nicolás De Zubiría, es muy emocionante, la estamos pasando súper bien, porque los participantes son muy diferentes a los del año pasado. Ellos tienen una ventaja y es que ya conocen el formato y en algunos momentos pareciera que se las saben todas, pero lo que no imaginan, es que MasterChef da muchos giros y que nosotros podemos hacerles la vida un poco más difícil, así que como dice el slogan: este año vamos a ser una pizca más exigentes.

¿Cuál es la diferencia de su papel como jurado de la primera temporada con esta?

En todo momento siempre he intentado ser lo más didáctico posible con ellos, es decir enseñarles, porque al final de aquí van a salir profesionales de la cocina, que se van a dedicar a este oficio tan bonito, pero a la vez soy crítico y estricto. Sin embargo, siempre me gusta estar enseñándoles a emplatar, a combinar sabores y a comer, porque hay algo muy importante y es que para poder ser un buen cocinero, hay que saber comer, saber degustar los platos, saber qué ingredientes tiene, cómo están elaborados, qué técnica utilizaron etc.

Usted es un chef de gran prestigio internacional, pero ¿cómo ha cambiado su vida después de MasterChef?

La televisión tiene algo muy importante y es la popularidad y la primera temporada del reality lo vio gran parte del público colombiano, esperamos que en esta segunda los televidentes nos sigan apoyando y nos sigan viendo. Todo eso ayuda a que cuando vas por la calle, la gente te reconozca, te pida fotos y autógrafos. Me he sentido como en mi casa, porque ustedes son gente muy cariñosa, muy amable, piden todo con mucha educación y nunca me ha faltado una sonrisa para nadie de este país que quiera compartir conmigo en cualquier momento. Creo que es muy bonito poder disfrutar de esa popularidad. Aunque también hay personas a las que no les gustan mucho nuestros comentarios, entiendo que hay momentos en los que he podido ser muy estricto, pero todo eso no es ni más ni menos que para que ellos aprendan y para que salgan hechos unos verdaderos profesionales.

¿Qué curiosidades ha encontrado en las audiciones, en cuánto a los participantes y a los platos que le han presentado, entre otras cosas?

Lo primero con lo que nos encontramos, fue con un estudio más cálido, más colorido y más bonito y eso visualmente llama mucho la atención. En cuanto a los participantes, vienen más preparados, hemos visto gente muy buena que domina muy bien la teoría, pero esa misma teoría, la tienen que llevar a la práctica para lucirse y preparar unos platos ricos. Sin embargo, hay participantes que nos pueden sorprender, como el año pasado, que nunca imaginamos que Paulo el chino, pudiera llegar a la final, además ganándole a María Luisa en la prueba más fuerte para ella, que era hacer pasteles, así que esto es una competición en la que no solamente es importante cómo cocinas, sino que juegues tus cartas, lo inteligente que seas si ganas alguna prueba. En esta ocasión veo chicos donde el grupo es importante y también la amistad, pero son mucho más estratégicos que el año pasado.

¿Con cuáles platos lo han sorprendido los nuevos participantes?

En una prueba, prepararon unas lechonas rellenas espectaculares, nunca había probado este plato, pero puedo decir que esa receta me pareció deliciosa. De hecho, voy a ver si preparo lechona para mi restaurante V.O., de Bogotá y la ofreceremos algún día, porque es un plato fantástico…

Opiniones / Comentarios

Otros links relacionados