Esta semana arranca con una crítica bastante ácida sobre la forma en que consumimos los aparatos electrónicos, especialmente los celulares.

Es un hecho que en la industria de la tecnología el término “obsolescencia programada” sea parte de la ecuación que es crear un aparato novedoso y que acapare la atención del mundo. De hecho es tan común que es casi un imperativo que cada cambio de estación climática salgan novedades que nos harán saltar de versión en versión, sin saber la razón del cambio o desconociéndola completamente.

Para ilustrar mejor la paradoja, la compañía de efectos visuales Big Lazy Robot lanzó un cortometraje de animación que ha dado muchísimo de hablar porque es una sátira bastante interesante de la obsolescencia programada, y otras observaciones de la vida moderna.

Si bien los creadores advierten que no hay que tomárselo muy en serio, y que “es un video promocional que creamos para reírnos de nosotros mismos“. Pese a eso, es un video muy interesante para ver incluso hasta por su gran calidad de animación.

Opiniones / Comentarios

Otros links relacionados